Pérdidas de orina

2017.07_evitar-alteraciones

Ya sabes que desde el Rincón del Cuidador® nos gusta darte consejos para que entiendas qué le ocurre a la persona dependiente de la que te ocupas y así puedas realizar cuidados de mayor calidad. Hoy, siguiendo nuestra línea, queremos hablarte de cómo las alteraciones físicas pueden afectar a la función urinaria y provocar pérdidas de orina.

Es indudable que el paso de los años tiene consecuencias en todo nuestro organismo, incluido el sistema urinario. Con la edad, diversas estructuras relacionadas con una correcta función miccional, como son el suelo pélvico, la próstata, la vagina, los esfínteres e incluso el sistema nervioso, pueden debilitarse o no funcionar lo correctamente que debieran, originando pérdidas de orina.

Las pérdidas de orina como ya sabes, pueden estar provocadas por diferentes causas.

  • Hipotonía del suelo pélvico, esto es, un suelo pélvico poco fortalecido y con poco tono muscular, como ocurre en mujeres que han tenido muchos partos y no han rehabilitado correctamente el suelo pélvico, puede ser la causa de tener pérdidas de orina. ¿Recuerdas nuestra entrevista con Begoña Caldera, especialista en pelviperineología? Vuelve a releerla para recordar cómo cuidar correctamente el suelo pélvico.
  • El sobrepeso, que afecta a la presión que sufre el suelo pélvico, se relaciona directamente con la probabilidad de padecer a la larga incontinencia urinaria.
  • Problemas prostáticos, en el caso de los hombres, pueden ser la causa de las pérdidas de orina por rebosamiento.
  • Problemas de movilidad que impiden llegar de manera rápida y autónoma al baño, etc.

Estos son algunos de los ejemplos que nos ayudan a entender cómo detrás de las pérdidas de orina puede haber más de un factor, échale un vistazo a este artículo que publicamos anteriormente para refrescar tus conocimientos sobre las pérdidas de orina y sus posibles causas.
Con respecto a las pérdidas de orina hay dos cosas de vital importancia:

  • Conocer qué causa o causas son las que están provocando las pérdidas de orina.
  • Ser capaz de prever las consecuencias.

Para lo primero te aconsejamos que no dudes en consultar a un especialista y para lo segundo te recomendamos buscar un producto que se adapte al máximo a las necesidades de la persona dependiente de la cual te ocupas. Recuerda que Hartmann dispone de una amplia gama de absorbentes, todos ellos testados dermatológicamente, anatómicamente diseñados, con PH adaptado y que son tan cómodos que la persona de la que te ocupas ni se dará cuenta de que los lleva, como es el caso de las mallas de sujeción que están diseñadas para fijar de forma segura e higiénica todo tipo de absorbentes y están indicadas para todo tipo de usuarios, desde gente que tiene pequeñas pérdidas de orina hasta pacientes con grandes pérdidas de orina, e igualmente se pueden utilizar en pacientes encamados. Lo mejor de todo es que son ligeras, muy resistentes, permeables al aire y lavables. Todo ventajas como puedes apreciar. ¿Las conocías ya? ¿Las has usado alguna vez con la persona que cuidas? Cuéntanoslo, queremos saber qué opinas tú de ellas.