Espacios agradables y seguros para nuestros mayores

El verano es una época perfecta para disfrutar del aire libre, de los espacios abiertos, pasear y maravillarnos con lo que vemos. Según la neuro-arquitectura, todas estas cosas le sientan muy bien a tu cerebro y al de persona de la que cuidas. Por lo que hoy, para hablarnos de neuro-arquitectura o ciencia que busca entender, gracias a las neurociencias, como el espacio afecta a la mente humana nos entrevistamos con Cristian Scivoli, enfermero, técnico ambiental y músico que actualmente trabaja en una residencia del grupo Caser.

RC.- ¿Qué requisitos debe tener el ambiente en el que vive una persona mayor?

CS.- Debe estar adaptado a las necesidades de nuestros mayores; es decir, un ambiente que les haga sentirse seguros físicamente, que no reduzca su movilidad, que el suelo no sea resbaladizo, que no haya alfombras que impidan su deambulación, picos de muebles con los que puedan hacerse daño, por poner algunos ejemplos. Hay que tener en cuenta que uno de los grandes temores de nuestros mayores es caerse.

RC.- Una vez que hayamos garantizado que el ambiente donde vive la persona mayor tiene todo esto, qué más podemos hacer para aumentar su confort.

CS.- Los objetivos que persigue la arquitectura puesta a trabajar para aumentar la calidad de vida de los pacientes pasan por tener en cuenta aspectos básicos como son:

  • Limpieza
  • Confort, tanto del paciente como de la familia.
  • Asegurar la privacidad.

Así como disponer de elementos que:

  • Fomenten la comunicación con el paciente.
  • Garanticen la distracción.
  • Medidas que amplíen la sensación de bienestar, en este aspecto se trabaja para introducir elementos naturales que calman e imitan la sensación que tenemos al estar en espacios naturales, tipo fotos que cubran toda una pared de una habitación, elementos naturales como la madera, se adapta la intensidad de la luz, etc.

RC.- ¿Y qué pueden hacer nuestros lectores en su día a día para conseguir esto?

CS.- En casa basta con saber crear un ambiente agradable en la medida de nuestras posibilidades. Teniendo en cuenta todos los aspectos que hemos mencionado antes, algunas cosas prácticas y útiles serían utilizar luz natural siempre que sea posible, poner a disposición de nuestros mayores olores y colores agradables, tener plantas o elementos naturales.

RC.- ¿Qué consejo le darías a nuestros cuidadores para acabar la entrevista?

Qué se muevan, que descubran cosas nuevas y que lo hagan con sus mayores paseando por ejemplo. Una de las cosas que más le gusta a nuestra mente es el paseo, tiene infinidad de beneficios físicos y psicológicos, tonifica nuestro sistema cardio-vascular, refuerza nuestro aparato musculo-esquelético, supone un bálsamo para nuestra mente y es gratis.

RC.- Y todo esto desde el enfoque de enfermero y técnico ambiental, si a estos conocimientos que tienes le unimos tu faceta de músico, eres el enfermero perfecto ¿Nos cuentas en otra entrevista que haces con la música y los mayores?

CS.- Por supuesto.

 

 

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Comparte tu experiencia con nuestra comunidad de cuidadores