Qué hacer si pierde el apetito

banner_1610_blog-1-780x300

En estos casos existe el riesgo de no cubrir las necesidades nutricionales de la persona y causar la pérdida de peso y desnutrición que puede acontecer en problemas médicos y pérdidas de capacidades funcionales.

  1. Cambios en el gusto y en el olfato que hacen que los alimentos no apetezcan.
  2. El hecho de sentirse saciado enseguida, cuando se acaba de empezar a comer.
  3. La toma de medicamentos.
  4. La disminución de la actividad física.
  5. La presencia de enfermedades agudas o crónicas.
  6. La dificultad de tragar determinados alimentos o líquidos.
  7. La dificultad para masticar.
carer and elderly lady

Para conseguir que las personas mayores recuperen el apetito y consigan los nutrientes que necesitan te recomendamos:

  1. No imponer demasiadas restricciones en su dieta (sin sal, sin azúcar,…) para que los alimentos tengan más gusto, sean más apetitosos y aporten más calorías.
  2. Procurar que siempre coma acompañado.
  3. Hacer comidas poco abundantes, con raciones pequeñas pero frecuentes: debería comer cinco veces al día.
  4. Elaborar comidas con poca grasa para que la digestión sea más ligera.
  5. No añadir agua o caldo a los alimentos
  6. Servir los alimentos tibios y con presentaciones atractivas, para que sean apetecibles.
  7. Emplear especias o condimentos que aumenten el gusto de los alimentos.
  8. Evitar los alimentos que producen gases como las legumbres o las bebidas con gas.
  9. Cuidar la higiene de la boca, para así poder mejorar la capacidad de detectar sabores.
  10. Añadir en las comidas: leche en polvo, helado, queso, clara de huevo rallada, frutos secos, salsas, cereales, miel, cacao… para aumentar el aporte de nutrientes y energía sin la necesidad de comer más.

También existen suplementos nutricionales que están diseñados para proporcionar energía, proteínas y otros nutrientes cuando se pierde el apetito.