Caídas en ancianos: qué hacer para evitarlas

El 40% de todas las caídas que se producen al año en el mundo se dan en adultos ancianos, siendo una de las principales causas de hospitalización y la primera causa de muerte accidental de los mayores.

A pesar de que llevan a cabo menos conductas de riesgo y suelen tener menor actividad física, los ancianos son también un grupo de edad especialmente vulnerable a las caídas, tanto por mayor riesgo como por las consecuencias que se pueden derivar de estos accidentes.

Las razones por las que los ancianos se pueden caer con más facilidad son:

  • Pérdida de información a través de los sentidos, porque oyen y ven peor.
  • Pérdida progresiva del sentido del equilibrio.
  • Pérdida de fuerza muscular.
  • Dificultades para la coordinación, especialmente si padecen alguna enfermedad neurológica.

Por otro lado, las consecuencias de las caídas también suelen ser peores: la osteoporosis provoca fragilidad en huesos y articulaciones, así como dificultades en la curación. La rotura de cadera o de huesos largos, como el fémur, es una de sus consecuencias más habituales, con las complicaciones que implica su tratamiento en una persona anciana, con múltiples patologías o un grado de dependencia.

¿Quieres saber cómo evitar caídas en personas mayores y/o dependientes? A continuación, te ofrecemos una serie de consejos y recomendaciones que puedes poner en práctica para minimizar los riesgos.

Consejos para prevenir las caídas en el hogar

Por suerte, la mayor parte de las caídas se pueden evitar con unas sencillas medidas para aplicar en el hogar.

Prevención de las caídas en el baño

  • Es recomendable que las personas mayores no cierren la puerta al ir al baño ya que, de tener una caída, pueden impedir u obstaculizar su ayuda.
  • Es preferible tener instalada una ducha a una bañera para entrar y salir con menor dificultad. Además, también es conveniente que cuenten con un lugar de asiento dentro de la ducha, como un taburete.
  • El pavimento de la ducha debe ser antideslizante o, como alternativa, colocar unas bandas o adhesivos antideslizantes.
  • A la salida de la ducha, podemos fijar al suelo una esterilla para no mojar las baldosas y evitar los resbalones.
  • Revisa que haya suficientes puntos de apoyo en el baño, al menos un asidero junto al inodoro y otro en la ducha.

Prevención de las caídas en la cocina

  • Coloca todos los utensilios de uso diario al alcance de su mano, para evitar que utilice taburetes o escaleras.
  • Evita que el suelo quede grasiento, aceitoso o húmedo después de cocinar o limpiar, ya que podría provocar resbalones.

Prevención de las caídas en el dormitorio

  • Procura que desde la cama pueda alcanzarse el interruptor para encender y apagar la luz, o bien instala una lámpara en la mesita de noche, y coloca una linterna cerca de la cama, por ejemplo en un cajón de la mesita de noche por si hubiera un corte de suministro.
  • Explica a las personas ancianas que deben levantarse de la cama con cuidado: primero se sentarán y apoyarán los pies en el suelo, y pasado un tiempo prudencial podrán ponerse en pie. De esta forma, evitaremos mareos.
  • Coloca una silla o banqueta que sirva como lugar para vestirse y calzarse.

Prevención de las caídas en las zonas de paso

  • Revisa y mejora la iluminación en toda la casa, especialmente en las escaleras. Valora incluir luces de encendido automático con el movimiento en zonas como pasillos, descansillos, escaleras y recibidores.
  • Elimina cualquier obstáculo que pueda haber por el suelo: cajas, juguetes, cables, plantas, baldosas levantadas o irregularidades del pavimento, muebles que queden por debajo de las rodillas, etcétera.
  • En general, evita las alfombras y las moquetas, ya que pueden deslizarse o provocar tropiezos.
  • Evita aquellos muebles que puedan ser inestables o que se tambaleen, como por ejemplo estanterías, estantes o cómodas altas, o fíjalos de forma segura a la pared por si la persona tropieza y se sujeta en ellos.
  • Coloca bandas antideslizantes en los peldaños de las escaleras y adhesivos de color llamativo en los bordes para que se distingan bien. También es conveniente fijar barandillas a ambos lados de la escalera.
  • Evita encerar o pulir en exceso los suelos.

Como siempre, hemos pensado en ayudarte en la tarea de hacer tu hogar más seguro ante las caídas y golpes. Para ello, te ofrecemos esta lista descargable que te ayudará a comprobar tu vivienda y detectar en qué puedes mejorarla.

¡Rellena el formulario y descárgalo ahora!


¿Quieres comprobar si tu hogar cumple las condiciones idóneas para evitar el reisgo de caídas?

Suscríbete y te enviaremos una lista para una vivienda más segura.

Puede cambiar de opinión en cualquier momento haciendo clic en el enlace desuscribir que hay en el pie de página de cualquier correo electrónico que reciba de nuestra parte, o poniéndose en contacto con nosotros al [email protected] Trataremos su información con respeto. Para obtener más información acerca de nuestras prácticas de privacidad, visite nuestro sitio web. Al hacer clic a continuación, acepta que podamos procesar su información de acuerdo con estos términos.

Consejos para prevenir las caídas fuera del hogar

  • Es recomendable usar un bastón o andador homologado para aumentar la base de apoyo sobre el suelo y repartir mejor el peso. Evita que la persona dependiente utilice apoyos inadecuados al caminar, como palos, paraguas o carros.
  • Asegúrate de que siempre haya un acompañante que pueda ayudarle a subir y bajar de trenes y autobuses, ya que en estos medios de transporte son habituales las caídas.
  • El calzado debe ser cómodo, bien ajustado y de suelas antideslizantes. Se deberán evitar los tacones y el calzado abierto, también en el hogar: es un error muy común usar zapatillas de andar por casa abiertas en la zona del talón, ya que, aunque son más cómodas de poner y quitar, se deslizan y salen del pie con mucha facilidad.
  • La ropa también debe ser cómoda y ajustada. Se deben evitar las prendas que cuelgan y pueden enredarse en los pies o engancharse en los objetos, como faldas largas o mantillas.

Otros consejos para prevenir las caídas

Existen numerosos aspectos de la salud, como la nutrición, la actividad física y la medicación que se relacionan con el riesgo de caídas en las personas mayores.

Nutrición

La nutrición también se relaciona con las caídas y sus consecuencias, ya que afecta tanto a la fortaleza como a la capacidad para recuperarse de una lesión. Los siguientes nutrientes tienen una relación directa con el riesgo de caídas:

  • El calcio, que ayuda a mantener los huesos fuertes. Un aporte regular y elevado de calcio reduce el riesgo de osteoporosis y, en caso de lesión, ayudará a regenerar el hueso más rápidamente. Los alimentos más ricos en calcio son los lácteos, los pescados pequeños como los boquerones, y las verduras de hoja verde.
  • La vitamina D se relaciona con la absorción del calcio y también con la funcionalidad de músculos, huesos y articulaciones. Se calcula que más del 80% de los ancianos tienen déficit de vitamina D. Para evitarlo, es conveniente que tomen el sol unos pocos minutos al día, tomen pescado graso y lácteos enteros y, si aún así no alcanzan los niveles adecuados de vitamina D, es conveniente que tomen un suplemento.
  • Las proteínas son necesarias para el mantenimiento de la masa y la fuerza muscular. Un aporte adecuado de proteínas ayudará a mantener la fuerza de piernas y brazos, y ayudará a recuperarse mejor tras una lesión.

Actividad física

Es muy recomendable que los ancianos realicen ejercicios y actividades dirigidas que les permitan mantener, e incluso aumentar, la fuerza muscular y el equilibrio. Muchas asociaciones y centros públicos ofrecen actividades como yoga, bailes de salón y gimnasia para mayores.

Medicación

Finalmente, revisa con vuestro médico de familia los fármacos que toma la persona a la que cuidas, ya que algunos medicamentos pueden ocasionar debilidad o adormecimiento, lo que puede ocasionar caídas.

¿Te han parecido útiles estos consejos? ¿Cómo previenes tú las caídas dentro del hogar? ¡Escríbenos un comentario y comparte tu experiencia!

Marcar como artículo favorito

Desmarcar como artículo favorito

Artículos relacionados

TÚ ERES #IMPRESCINDIBLE

Si cuidas de alguien dependiente eres imprescindible y formas parte de una comunidad de personas que merecen todo el apoyo del mundo. Entra, queremos conocerte y que descubras todo lo que podemos hacer juntos.